La Argentina y Japón avanzaron en el establecimiento de una «asociación estratégica global»

La Argentina y Japón avanzaron hoy hacia el objetivo de convertir la relación bilateral «en una asociación estratégica global», durante sendas reuniones que el presidente, Alberto Fernández, el canciller Santiago Cafiero y el ministro de Relaciones Exteriores japonés, Yoshimasa Hayashi.

En las mismas también se analizaron la ampliación del comercio, la promoción de inversiones y las oportunidades de cooperación en materia energética, minería, ciencia y tecnología.

Fernández recibió esta mañana a Hayashi -quien está de visita oficial en Buenos Aires- en Casa de Gobierno, en el marco de los 125 años de «estrechas relaciones diplomáticas con Japón», según señaló el mandatario nacional.

«Estamos dando un paso más en la relación diplomática: significa la posibilidad de ampliar el comercio bilateral, de US$ 1.862 millones en 2021, fortalecer la agenda bilateral en cuestiones comerciales, económicas y financieras y mayor coordinación en organismos multilaterales», escribió Fernández en su cuenta de Twitter.

La subsecretaria de prensa de la Cancillería japonesa, Yukiko Okano, en un encuentro con la prensa, reveló a su vez que Hayashi dijo que «estaba muy contento de conocer a Fernández» y que Japón «quiere continuar fortaleciendo» la relación bilateral, especialmente a través de la comunidad japonesa en Argentina.

«Son un puente entre ambos países «, dijo Hayashi, y agregó que «Argentina es un socio estratégico que comparte los valores fundamentales de Japón», según la portavoz.

También manifestó su deseo de «fortalecer las relaciones económicas, ya que Argentina es un «país con enorme potencial» y de gran relevancia «como uno de los grandes productores mundiales de alimentos y minerales». Okano mencionó el especial interés de Japón en el litio y la soja.

Consultada por Télam sobre la asociación estratégica global, Okano respondió: «El vínculo entre Argentina y Japón es el de una relación estratégica. Argentina quiere elevarlo a una relación estratégica global, acuerdo que Japón tiene con unos pocos países. No hubo un acuerdo formal todavía, pero es algo que discutiremos cuando regresemos a Japón»

Justamente, antes de la reunión con el ministro japonés -quien llegó a la Argentina en el marco de una gira que comprende otros países de la región- el Gobierno había anunciado que estudia la posibilidad de reconvertir la relación con la nación asiática para transformarla en una «asociación estratégica global».

Así lo aseguró hoy el propio canciller Cafiero, quien en una declaración que ofreció a la prensa tras la reunión en el despacho presidencial, afirmó que la iniciativa «es la de convertir la relación estratégica en una asociación estratégica global como un paso más, y en eso nos comprometimos con el canciller Hayashi».

Al respecto explicó que ese estatus en la relación bilateral «va a traer posibilidades de mayor inversión, de mayor vínculo y, sobre todo, de coordinación en organismos multilaterales», en donde ambos países podrían coordinar posturas comunes en torno a temas centrales de la agenda global.

Sobre este último punto, sostuvo que «parte de lo que es la agenda global, que este mundo de incertidumbre está arrojando, y donde con Japón nos unen miradas, fundamentalmente de coordinación respecto a los tratados de no proliferación de armas nucleares, los vínculos que tenemos desde el punto de vista científico y tecnológico, la industria aeroespacial, la industria de tecnología nuclear con fines pacíficos y también el desarrollo que tenemos en la Antártida».

Cafiero destacó además que el intercambio de bienes entre Argentina y Japón experimentó una «recuperación de los niveles de comercio recíproco prepandemia: unos 1.700 millones de dólares en 2022, casi 2 mil millones si sumamos servicios, con lo cual avanzaremos en los temas económicos y financieros».

El canciller argentino marcó la importancia del vínculo bilateral en lo «científico y tecnológico, la industria aeroespacial, la industria de tecnología nuclear con fines pacíficos y también el desarrollo que tenemos en la Antártida», y resaltó la presencia de la automotriz Toyota en el país.

Al respecto, señaló que la empresa de capitales japoneses «está llevando adelante su tercer turno y eso habla a las claras de las potencialidades que ha encontrado y del desarrollo en nuestro país, y sobre todo de las potencialidades que tenemos porque el 70% de la producción aproximadamente se exporta de lo que hace la planta en Zárate».

Indicó además la relevancia que tiene para el país la relación con Japón en virtud de «la silla que ocupa en el Fondo Monetario Internacional y los organismos multilaterales de crédito, donde la Argentina tiene todavía programas vigentes como también el Club de París» por lo que -dijo- «es importante que el funcionario japonés se lleve un panorama de la recuperación de la economía argentina».

Tras la reunión en Casa Rosada, el canciller recibió a Hayashi en el Palacio San Martín, donde tuvieron una extensa reunión de trabajo en la que avanzaron en distintas áreas de la agenda bilateral.

En la reunión -donde Cafiero estuvo acompañado por el ministro de Ciencia Tecnología e Innovación, Daniel Filmus; y la secretaria de Relaciones Económicas Internacionales, Cecilia Todesca Bocco; ambos cancilleres ratificaron que la conmemoración del 125° aniversario del establecimiento de relaciones diplomáticas entre la Argentina y Japón, que se celebra este año, es el «marco propicio para avanzar en temas sustanciales de la extensa agenda común».

Los ministros se mostraron «satisfechos» por los avances en la cooperación entre ambas naciones y analizaron la situación regional en América Latina y en Asia, así como los principales temas globales y cuestiones multilaterales, especialmente en el ámbito de Naciones Unidas.

«Ambas delegaciones resaltaron las oportunidades de cooperación energética en el desarrollo del hidrógeno, carbono y amoníaco como fuentes de energía, la minería y el aprovechamiento del litio y su cadena de valor, el potencial de Argentina como proveedor estable de alimentos de alta calidad, y las diversas inversiones de capitales japoneses» en el país, se indicó.

El documento oficial. detalla que Cafiero y Hayashi, acordaron «fortalecer la asociación estratégica bilateral», y en ese sentido, analizaron su estado actual y su proyección a futuro con miras a su «profundización en todos los niveles».

Coincidieron sobre el «gran potencial» que existe en las economías de ambos países para incrementar y diversificar el comercio bilateral, destacaron la necesidad de promover mecanismos que permitan un comercio «más fluido y equilibrado» y de avanzar en la obtención de las habilitaciones sanitarias y fitosanitarias pendientes para lograr un acceso al mercado más amplio que el actual.

En este sentido, Cafiero se refirió especialmente a «las autorizaciones pendientes para el ingreso al mercado japonés de la carne bovina argentina proveniente de zonas libre de aftosa con vacunación».

Los cancilleres resaltaron la presencia de empresas japonesas en Argentina y su contribución al entramado productivo nacional.

Existen inversiones japonesas en áreas estratégicas de gran relevancia para la Argentina, como energético, automotriz, minería y alimentos.

Cafiero y Hayashi exploraron también la posibilidad de promover el desarrollo de proyectos, especialmente en los sectores del litio, fertilizantes, hidrógeno, biotecnología y start-ups.

Los cancilleres conversaron también sobre las oportunidades de cooperación en usos pacíficos de la energía nuclear y temas aeroespaciales, campos en los que existe un interés mutuo en profundizar los intercambios que están en marcha.

Cafiero agradeció a su contraparte el desarrollo de la cooperación técnica en materia sanitaria, mediante la cual la Argentina recibió diversas contribuciones de materiales y equipamiento hospitalario entre las que se destaca la donación, en octubre pasado, de un tomógrafo de última generación que será utilizado en un hospital público.

Manifestó además a su par el agradecimiento «por el apoyo de Japón a la reanudación de las negociaciones bilaterales entre Argentina y el Reino Unido a fin de encontrar una solución negociada y pacífica a la disputa de soberanía relacionada con la Cuestión Malvinas de conformidad con las resoluciones pertinentes de la Asamblea General de la ONU».

Télam

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *