20 de septiembre de 2020

RPD Noticias

información con opinión.

Bicentenario, se realiza acampe frente al Congreso por su autonomía

Desde el 7 y hasta mañana inclusive, los pueblos originarios reclamarán junto a organizaciones sociales de todo el país el cumplimiento de sus derechos a la tierra, a la educación y a la salud según sus costumbres.

Durante los 3 días habrá artistas en vivo, feria y debates abiertos y gratuitos con referentes en dicha temática.

Los 200 años de la Declaración de la Independencia -formulada el 9 de julio de 1816 en el Congreso de Tucumán como corolario de una serie de luchas que proseguirían hacia la conformación del Estado Argentino-, serán motivo de festejos este sábado en todo el país, pero también de reflexión de sectores que aún hoy luchan por decidir cómo vivir por sí mismos.

Entre estos sectores aún sometidos están los pueblos originarios que invitan, junto a campesinos, obreros, estudiantes, afrodescendientes, organizaciones populares y americanistas, al “Acampe Por La Definitiva Independencia”, con debates abiertos, números artísticos y feria de artesanías, a desarrollarse el 7, 8 y 9 julio en la Plaza de los Dos Congresos, Capital Federal.

La propuesta apela a todos “los que luchan desde abajo” a debatir e impulsar acciones que los convierta en “protagonistas colectivos de las transformaciones pendientes hacia la conformación de un Estado Plurinacional”, afirman sus organizadores, que convocan a una marcha de cierre el sábado 9 desde las 18.

Se trata de otra iniciativa impulsada por OR.CO.P.O (Organización de Comunidades y Pueblos Originarios) y MOINO (Movimiento Indígena de Naciones Originarias), al igual que el Bicentenario de los Pueblos de 2010 -que concentró a miles de indígenas del interior en las calles porteñas.

Uno de sus organizadores, Mamani, comentó a NCO que las agrupaciones son también las que “comenzaron haciendo el contrafestejo del 12 de octubre hace más de 30 años”, y explicó en profundidad su visión.

Independencia para pocos

“Los pueblos Originarios no entendemos que hubo independencia -comenzó a argumentar Mamani acerca del evento paralelo,- para nosotros fue pasar de la corona española al Estado Argentino, y así siguió la violación de nuestros derechos, la exclusión la represión y explotación de nuestras tierras”.

Descendiente del pueblo Aymará, Mamani sostuvo que “todos los hermanos argentinos tenemos que conversar y construir, y ver las consecuencias que los 200 años de independencia han dejado en las villas miseria, por ejemplo”, y que miles de ciudadanos recuperen su identidad originaria invisibilizada bajo la condición de obreros explotados, campesinos, o habitantes en asentamientos.

“Nosotros queremos que no exploten más a nuestra tierra, que no haya más contaminación -detalló-, una sociedad sana, con variedad de semillas”, dado que, acorde a su cosmovisión, “somos todos parte de un equilibrio cósmico para obtener un futuro, junto con los derechos de la naturaleza, o Pacha”.

Autonomía sí, paternalismo no

La “autonomía de pensamiento” que promueven, filosofía que Mamani subrayó adoptan “como una herramienta de construcción” e implica “reconstruir nuestra identidad milenaria, poner en práctica el saber, y para ponerlo en práctica necesitamos espacio, territorio”.

En ese sentido, aseguró que “hay originarios hoy que son Pro o que son K, y terminan olvidándose o perdiendo el eje de la identidad y resistencia de los pueblos originarios”, pero esa tendencia partidaria es “antagónica” a su cultura, ya que tanto partidos como Estado “sostienen la propiedad privada, piensan en enriquecerse” sin importar las consecuencias sobre la tierra y la calidad de vida, valores fundamentales de los indígenas.

A partir de esta contraposición argumenta que no reclaman “ganancia de parte del Estado” ni promueven un “pensamiento separatista”, al tiempo que rechazan las negociaciones parciales que ofrecen los gobiernos, como en el caso de Félix Díaz -ejemplificó Mamani- cuya situación y la de su comunidad no han cambiado pese a que “le mataron un hermano y le sacaron tierra, recurrió al Papa y a los presidentes”.

“Esto es seguir generando paternalismo -con el Estado, partidos políticos, iglesia-, es emparchar -concluyó-. No tenemos que dejar de construir los cimientos con la herramienta filosófica y política, sino eternamente vamos a resolver sólo las urgencias”.

Educar con identidad

Uno de los pedidos que elevan desde hace más de 20 años es el de la autonomía educativa de los pueblos originarios: “No pedimos educación bilingüe, queremos educar a nuestros hijos dentro de nuestra cultura y nuestra filosofía, sino son cooptados por el Estado y la cultura occidental”.

Así, el referente estimó: “Si tuviéramos una educación autónoma se hablaría las lenguas originarias de nuestros ancestros y a través de ellas aprenderían quienes somos y la responsabilidad en el equilibrio de la naturaleza”. Pero, como reconoce Mamani, “todos estos saberes implican un pensamiento contrario al Estado, y sería generar revolucionarios en un país como este”.

Sin embargo, criticó la contradicción que significa que “otros pensamientos son financiados por el Estado, como colegios judíos y católicos”, y por ello, los originarios pretenden el mismo derecho.

Tiempos de cambios

“Desde 1992 vivimos un tiempo de resurgimiento”, alentó Mamani, al referirse a la percepción de la situación actual que “ha avanzado muchísimo la conciencia de los pueblos originarios”, citando ejemplos como Ecuador y Bolivia, el reconocimiento de lenguas y de la preexistencia.

Paneles y mesas de debate

Además de exposiciones, artesanías y música en vivo, habrá “paneles acerca de la contaminación, la megaminería, la situación de los pueblos originarios hoy y la mirada al futuro” dirigidos por referentes de movimientos indigenistas, sociales, obreros, estudiantiles y campesinos, de organismos de Derechos Humanos:

Jueves 7, de 14 a 18: “Resistencias, esperanzas y luchas frente al nuevo colonialismo en Abya Yala”, “la lucha por los Derechos Humanos”.

Viernes 8, de 10 a 18: Diversas mesas de debate de voces y problemáticas del movimiento indígena los que luchan desde abajo a adherir y participar

Sábado 9, de 10 a 18: “extractivismo y contaminación de la vida: resistencias por la Madre Tierra”, “trabajo y precarización: formas de resistencias”, “resistencias y desafíos frente a la definitiva independencia”.

A modo de cierre, el sábado tras las mesas de debate marcharán por las calles.

Adhesiones

Entre las entidades que apoyan al Acampe figuran la Asamblea Permanente por los Derechos Humanos (APDH) La Matanza, la Biblioteca Popular Tupac Amaru de Morón Sur, el Movimiento Torre de La Matanza, la Coordinadora Antirrepresiva Del Oeste y el Frente Popular Darío Santillán.

Asimismo, se sumaron organizaciones de todo el país, como la CTA Autónoma, Antena Negra TV (integrante de la RNMA – Red de Medios Alternativos), CO.NA.CHA (Consejo de Naciones Charrúa), y FILEF Buenos Aires (Foro Ítalo Argentino de Emigración y Familia Buenos Aires), entre muchas otras.

Valeria Virginia Villanueva
Indymedia

A %d blogueros les gusta esto: