21 de junio de 2021

Ocasio-Cortez y el «escuadrón» de mujeres demócratas renuevan su banca

La representante de Nueva York Alexandria Ocasio-Cortez (AOC) renovó su banca en las elecciones de ayer, al igual que sus compañeras del llamado «escuadrón» progresista de mujeres demócratas: Rashida Tlaib, Ayanna Pressley e Ihlan Omar.

«Gracias al Bronx & Queens por reelegirme a la Cámara a pesar de los millones gastados en nuestra contra, y por confiar en mí para que los represente una vez más», escribió en Twitter Ocasio-Cortez.

AOC, como se la conoce por sus iniciales, consiguió una victoria abrumadora sobre su contrincante republicano, John Cummings, tras recaudar más de 17 millones de dólares frente a los 10 de su oponente y protagonizar ambos la segunda contienda más cara de la Cámara de Representantes del país, según The New York Times.

Cummings, un profesor de secundaria católico de 60 años y exoficial del Departamento de Policía de Nueva York, apostó al resentimiento republicano por el estatus de Ocasio-Cortez como estrella de la izquierda del Partido Demócrata.

Pese a su millonaria apuesta, quedó 37 puntos abajo y ya se especula con que AOC, de 31 años, podría aspirar a un cargo más alto, algo que ella se encargó de descartar en una reciente entrevista.

En declaraciones a la revista Vanity Fair, Ocasio-Cortez dijo que no buscaría un puesto más alto por el simple hecho de hacerlo, sino que quería evaluar si un nuevo trabajo la haría más «eficaz».

Hoy, al reivindicar su triunfo en Twitter aseguró que «Servir en NY-14 (el distrito 14 de Nueva York) y luchar por las familias de la clase trabajadora en el Congreso ha sido el mayor honor, privilegio y responsabilidad» de su vida.

En tanto, por el estado de Minnesota, la representante demócrata Ilhan Omar también fue reelegida en una carrera contra la republicana Lacy Johnson, cuya campaña invirtió el doble de dinero.

«Gastamos menos de $ 5 millones y obtuvimos más votos que cualquier otro candidato de Minnesota», aseguró Omar al celebrar en Twitter su triunfo y destacó que «el odio fuera de lugar separó a muchos republicanos de sus preciosos dólares».

Además, aseguró que los resultados de la votación «no son el final, son solo el principio».

Omar, junto con la también reelegida por el estado de Michigan, Rashida Tlaib, fueron en las elecciones de 2016 las primeras mujeres musulmanas en obtener un escaño en el Congreso de Estados Unidos.

Por último, en el estado de Massachussets, la cuarta miembro del «escuadrón» demócrata, Ayanna Pressley, también fue reelegida para una segunda legislatura.

«Juntas hemos luchado por nuestra humanidad compartida. Nos hemos organizado. Nos hemos movilizado. Hemos legislado nuestros valores», aseguró en Twitter Presley, quien dijo estar «orgullosa» de todos los logros.

Las cuatro mujeres demócratas despertaron amores y odios a ambos lados del espectro político: tanto de los republicanos, como de las posiciones más conservadores dentro de su propio espacio político.

Télam
A %d blogueros les gusta esto: