28 de septiembre de 2020

RPD Noticias

información con opinión.

“Moreno me llamaba para bajar precios; ahora te dicen que los suba”

“Moreno me llamaba para bajar precios; ahora te dicen que los suba”

Víctor Fera, dueño de Maxiconsumo, Marolio y Molto, acusó de cartelización a las cadenas de grandes supermercados por no vender sus productos por ser “muy baratos” y apuntó contra el secretario de Comercio, Miguel Braun, cuyo tío es dueño de La Anónima.

“Estoy preocupado porque a nuestro Presidente alguien le está mintiendo, son nidos de abeja que se forman debajo de uno y no te dejan hablar”, dijo Fera.

En diálogo con Radio del Plata, denunció a los dueños y representantes de Coto, Jumbo, Carrefour y La Anónima de haber hecho convenios con grandes alimenticias nacionales y transnacionales para no dejar entrar a sus góndolas productos “más baratos” que las marcas que ellos producen.

“Se han juntado en ASU (Asociación de Supermercados Unidos) el presidente de la Cámara, que es (Alfredo) Coto, Federico Braun que es el vicepresidente, Carrefour y otras cadenas. Han hecho un convenio con Molinos Río de la Plata y otras empresas para no dejar entrar nuestros productos porque eso haría bajar los costos y la inflación”, denunció.

Fera es dueño de 30 supermercados mayoristas Maxiconsumo en todo el país y cuatro fábricas de alimentos con 2.000 empleados, más unas 15 fábricas tercerizadas que producen para sus marcas, con otros 5.000 trabajadores en planta permanente.

“Nuestros productos Marolio no se ven en esas cadenas. No nos compran porque tenemos un precio más bajo que la competencia”, agregó.

Graficó que una lata de tomates Molto vale $10 y otras marcas están $16, $17 o $20; y puso como ejemplo también los fideos. “Lo vendo al público a $10 y la competencia a $20”.

“A mi me dijo el vicepresidente de ASU y el señor Coto que nuestros productos no van a estar (en los principales supermercados) porque eso haría que las multinacionales bajen los precios, se venderían menos esas marcas, y Molto y Marolio acapararían un gran volumen de las ventas”, manifestó Fera.

En este punto, recordó que Federico Braun es el propietario de la cadena de supermercados La Anónima. “Es monopolio en el sur del país”, subrayó.

Su sobrino es Miguel Braun, secretario de Comercio, por lo que debería controlar los precios de la cadena de su propia familia en un choque de intereses que no tuvo mayor trascendencia cuando fue confirmado en el gabinete de Macri.

“Miguel Braun nunca me atendió, me mandó a un subsecretario. Me dijo que soy competencia, que no puedo estar en la estantería, que se manejan de otra forma y que hay que hacer la denuncia en la Justicia que tarda años y que a lo mejor ellos ya no están más”, continuó Fera.

“Me reuní con el socio de Federico Braun y (el ministro de Hacienda) Prat Gay. Me avisó en ese momento que era el socio, porque yo no lo sabía. Y le explicó a Prat Gay porqué no me deberían comprar. Se olvidó de explicarle que 40 millones de personas se están perjudicando por no tener otra opción para elegir”.

Finalmente, al ser consultado por el ex secretario de comercio Guillermo Moreno, Fera comparó el accionar del Estado entre la actual gestión y la actual bajo la órbita del macrismo. “Moreno te llamaba y te decía ‘porqué está tan caro este precio, hay que bajarlo’. Ahora te dicen ‘porqué lo vendes tan barato, hay que subirlo’”, concluyó.

Las acusaciones fueron expresadas por Víctor Fera, dueño de 30 supermercados mayoristas en todo el país y cuatro fábricas de alimentos con 2.000 empleados, más unas 15 fábricas tercerizadas que producen para sus marcas, con otros 5.000 trabajadores en planta permanente. Una verdadera guerra estalló así entre los empresarios y funcionarios del Gobierno de Mauricio Macri en medio de la polémica por la estampida inflacionaria que hubo en los últimos tres meses en las góndolas de los supermercados, entre otros rubros de la economía.

Fera dijo que al presidente Mauricio Macri “alguien le está mintiendo” sobre cómo se maneja el comercio tal como le mentían a la entonces jefa de Estado Cristina Kirchner durante sus años de Gobierno, entre 2007 y 2015. “Son como nidos de abejas que se forman debajo de uno y no te dejan hablar. Hay gente que tienen intereses particulares que hace que fracasen todas las buenas intenciones”, se quejó Fera apuntando directamente contra el secretario de Comercio.

Fera acusó a los dueños y representantes de Coto, Jumbo, Carrefour y La Anónima de haber hecho convenios con grandes alimenticias nacionales y trasnacionales para no dejar entrar a sus góndolas productos “más baratos” que las marcas que ellos producen. “Los productos Marolio y Molto no se pueden ver en esas cadenas porque tienen precios más bajos que la competencia, como Molinos: un pur‚ de tomate nuestro vale 10 pesos al público y de la otra marca, 16, 17 o 20 pesos”, dijo Fera.

Dijo que los supermercados compran productos baratos en “los países civilizados” donde funciona la competencia y las acciones del Estado para evitar los abusos de los comercializadores o intermediarios, lo que no está ocurriendo en la Argentina. “A mi me dijeron personalmente el señor Federico Braun (dueño de la An¢nima) y el señor Alfredo Coto que nuestros productos no van a estar en las góndolas porque eso haría que las multinacionales y la grandes empresas nacionales tengan que bajar los precios”, afirmó Fera.

Federico Braun es vicepresidente de la Asociación de Supermercados (ASU) y dueño de la cadena comercial La Anónima -que opera en la Patagonia-, además de ser el tío del actual secretario de Comercio, Miguel Braun, quien debe controlarlo.

 “Miguel Braun nunca me atendió. Me mandó a un subsecretario, quien me dijo que mis productos no pueden estar en las góndolas porque son competencia, que ellos se manejan de otra forma y que hay que hacer la denuncia en la Justicia”, sostuvo.

 Fera contó que él se reunió con el ministro de Hacienda y Finanzas, Alfonso Prat Gay, para mostrarle la diferencia de precios, pero apareció un socio de Federico Braun (en una fábrica de quesos) para explicarle al funcionario por qué los supermercados no debían comprar Molto y Marolio. El empresario defendió la calidad de sus productos al remarcar que el primer fideo que se hizo en la Argentina con trigo candeal (de mayor calidad en tanto prote¡na que el trigo tradicional) fue de marca Molto.

 “Quiero que me atienda el señor Miguel Braun porque me hizo atender una vez con el subsecretario y había una persona que entraba cada dos minutos y le decía vamos que lo necesitamos para otra reunión, que es una falta de respeto total”, dijo Fera. Y agregó: “Guillermo Moreno me apretaba, me llamaba y me decía che por qué lo tenés tan caro a este producto, hay que bajarlo y ahora me dicen che por qué lo tenés tan barato a este producto, hay que subirlo”.

Diario Pulse / Usuarios y Consumidores Unidos

Deja una respuesta

2020 © El Trillo Cooperativa de Trabajo de Comunicación e/t | Newsphere por AF themes.