20 de septiembre de 2020

RPD Noticias

información con opinión.

En el día de la Independencia, el Virrey no ahorró palabras

En la puerta de la Casa de Tucumán, el presidente Mauricio Macri ofreció su discurso por el Bicentenario argentino y consideró que sus siete meses de gobierno «no son nada a los 200 años» de historia, pero aseguró estar «convencido» de que los argentinos han «aprendido a escuchar más, a dialogar más» y han «emprendido el camino del progreso».

El presidente, quien firmó una nueva proclama de independencia nacional denominada «Compromiso para el Tercer Siglo de los Argentinos» junto a los gobernadores, sostuvo que «la verdad es dura», pero pidió que sea «moneda corriente de todos todos los días» y llamó a los argentinos a alejarse de la llamada «viveza criolla». Poco antes, tras el Tedeum, Macri aseguró que «no existía» otro camino que el de las medidas de ajuste tomadas por el Ejecutivo, aunque a algunos argentinos «les esté costando».

Macri renovó en su breve discurso las críticas al gobierno kirchnerista y volvió a cargar las culpas del desmedido tarifazo en los servicios de luz y gas e insistió en que fueron medidas «duras difíciles y me siguen doliendo». El mandatario aseguró que se está «trabajando para volver a tener gas, electricidad y energía suficiente para poder crecer».
Mientras tanto, el presidente acudió a la «responsabilidad» que implica «ser independientes» y la «solidaridad» que caracteriza a los argentinos para convocar a «consumir la menor cantidad de energía posible».

Acompañanado por funcionarios, legisladores y miembros de la Justicia, el mandatario aseguró que los jueces tienen «la importante labor» de «terminar con la impunidad» y los instó a hacerlo «con equilibrio, con mesura, cuidante el valor de la palabra de lo que se dice» y volvió a apuntar contra la gestión anterior: «recibimos un país que estaba muy castigado por la mentira y la corrupción que nos sigue irritando todas las semanas».

En referencia a los trabajadores, Macri consideró que los gremios se tienen que «alejar de lo que pasó en los últimos tiempos, donde creció ausentismo, las licencias, y las jornadas horarias reducidas» y aseguró que «cada vez que un gremio consiguió reducir la jornada laboral todos los argentinos lo estamos asumiendo como parte de un costo, y no está bien».

En consonancia con el discurso que ofreció anoche en Jujuy, Macri convocó a los argentinos a no tener «miedo» y les pidió «no escuchar a aquellos que se han enfermado con el poder» porque el país «ya empezó a caminar en una dirección mejor».

«Hoy, 200 años después (de declarar la Independencia) les quiero pedir a todos los argentinos que seamos protagonistas, que nos tengamos fe y creamos en nosotros mismos y en nuestra capacidad de crear, hacer y desarrollar, porque la tenemos», enfatizó.

Resumen Latinoamericano

A %d blogueros les gusta esto: