El riesgo país vuelve a superar los 700 puntos

El veranito financiero de comienzos de año que sacó a los activos argentinos del fondo del pozo parece tomarse hoy un respiro. Con los principales títulos de deuda dolarizados en rojo, el riesgo país sube 1,4% y vuelve a los 700 puntos.

En tanto, la Bolsa porteña cae 0,4% en sintonía con los mercados de referencia.

Los bonos en moneda dura más operados caen hasta 0,7%. Así, el riesgo país se da vuelta y revierte la tendencia a la baja que sostenía desde comienzos de año, que lo sacó de los niveles récord de diciembre, cuando tocó las 839 unidades.

Sin cambios económicos sustanciales respecto de diciembre, cuando los activos locales se desplomaron, los vaivenes financieros argentinos se mueven al compás del contexto externo.

Es que el rebote de la primera quincena de 2019 fue impulsado por un importante viento de cola que llevó a los mercados emergentes latinoamericanos a tener su mejor comienzo de año desde 1988, luego de una leve relajación en las tensiones comerciales y el recorte en las previsiones de subas de tasas de la Fed, que llevaron a los inversores a recuperar cierto apetito por el riesgo.

«Es un respiro; el año arranco con mucha fuerza, impulsado por el contexto externo», consideró el economista Gustavo Ber. Y agregó: «La evolución local está absolutamente atada por ahora al clima externo, al reingreso de capitales a emergentes que se observa en el año, donde algunos emisores incluso pudieron volver a los mercados».

Hoy, las principales plazas de referencia amanecieron en baja tras conocerse el balance de Morgan Stanley en Estados Unidos, con ganancias de u$s0,73 por acción, algo por debajo de los u$s0,89 esperados. Con el correr de la rueda, Wall Street recuperó terreno y sus principales indicadores pasaron a terreno positivo.

Sin embargo, el S&P Merval continúa en baja. A media rueda, cae 0,4% a 33.922 puntos, luego de la suba de 1,4% vivida en la rueda de ayer. Las mayores caídas en el panel líder son para Transportadora de Gas del Norte (1,7%),  Ternium (1,6%) y Cablevisión Holding (1,5%).

¿Se acaba el veranito? Para Ber, «este envión importado dependerá principalmente de la evolución del Wall Steet, que sigue firme más allá de intermitentes pausas, y los emergentes también están aprovechando el risk-on global.

En Argentina, van unos 140 puntos de contracción del riesgo país y mayor normalizacion de la curva, pero aún falta terreno para poder volver a los mercados».

De momento, algunos fondos internacionales recomiendan comprar activos locales. Como Bulltick, que los ubicó junto a los brasileños a la cabeza de sus recomendaciones para emergentes.

Pero todo dependerá de que el mejor contexto externo perdure. Y más adelante, se sumará el clima electoral.

Juan Strasnoy Peyre

BAE Negocios