1 de octubre de 2020

RPD Noticias

información con opinión.

Doce años, por Iciar Recalde

Doce años de grandes avances tirados por la borda serían una tragedia para nuestro pueblo, decíamos algunos, muchos, en 2015 y aún varios años antes frente a la evidencia de la partición expresa del frente nacional y la preocupación por el distanciamiento operado con sectores importantísimos del movimiento obrero organizado.

Estamos a medio camino del modelo de país independiente que forjó el General en la década del 40, el kirchnerismo no es una superación del modelo peronista sino, una versión moderada del mismo, no obstante, lo mejor que le pasó al país desde la muerte del General a esta parte, decíamos.

El 22 de noviembre no se estaba eligiendo al mejor compañero del curso: se estaba inclinando una balanza desigual en favor del proyecto nacional, único reaseguro de profundización del camino que los argentinos habíamos emprendido en el 2003, decíamos.

Si los cambios no llegan al subsuelo de la Patria no habrá conciencia, y si no se logra construir conciencia e identidad colectiva lo que nos espera es la derrota. Las Organizaciones Libres del Pueblo son el único sustento real de la comunidad nacional, decíamos.

El riesgo, latente, era enorme, ¿o alguien podía imaginarse que nos la iban a hacer fácil?

La cosa es que, hoy, frente a la evidencia del avance monstruoso del neoliberalismo, barajar y dar de nuevo implica dejar de lado los manuales gringos de conducción política del dictado del sectarismo y el vanguardismo bobo y laburar en la integración de todos los sectores y actores enfrentados con el enemigo oligárquico e imperial.

Perón, uno que realmente sabía de conducción, legó la idea de que el pragmatismo en la política es mantener inalterables los principios antiimperialistas y antioligárquicos: ese 50 por ciento no se negocia nunca, nunca jamás.

¿Estamos convencidos de mantener estas convicciones?

Urge trabajar hacia la unidad de TODAS las fuerzas populares enfrentadas al enemigo oligárquico imperialista: el Partido Justicialista en todas sus instancias territoriales, el FPV o su versión Frente Ciudadano, el movimiento obrero organizado en camino hacia una única CGT.

Confío que de las entrañas del país profundo surgirá el necesario liderazgo que las organizaciones libres del pueblo necesitamos para encarar una política liberadora.

Pienso que el encuentro de Formosa fue relevante al respecto y allí se dio un puntapié inicial para empezar a replicar la experiencia en todos los territorios de la Patria en torno a un eje programático.

La Declaración surgida allí es de los pocos documentos donde leo una referencia histórica a logros de los gobiernos de Perón y a la independencia económica, una opinión y postura política contraria a la embajada de EEUU o a las corporaciones, aportes para la construcción de la Patria Grande… o sea, un primer borrador de las líneas del Modelo Argentino del porvenir que nos hacen falta

Iciar Recalde

Deja una respuesta

2020 © El Trillo Cooperativa de Trabajo de Comunicación e/t | Newsphere por AF themes.