“Tenemos uno de los niveles de actividad más altos que hemos medido”

En su exposición frente a la Comisión de Presupuesto y Hacienda, el ministro de Trabajo resaltó los índices positivos en materia de empleo formal y actividad económica.

En su participación en la Comisión de Presupuesto y Hacienda que debate el Presupuesto 2023, el ministro de Trabajo, Claudio Moroni, destacó la tasa de creciente del empleo asalariado como “uno de los niveles más altos de actividad que se han medido”, y señaló el compromiso del Gobierno en impulsar programas de asistencia y formación laboral.

Al comienzo de su exposición, el ministro advirtió la “absolutamente disímil” estructura del Presupuesto 2023, en comparación a las previas iteraciones, tras la salida de la pandemia de Covid 19.

“La situación cambió diametralmente, la realidad es que el panorama que tenemos ahora es totalmente distinto”, consideró el funcionario, por lo que en el nuevo Presupuesto “lo que hicimos fue poner más esfuerzo en programas como el Fomentar Empleo; largamos el Portal Empleo; fortalecimos las negociaciones colectivas, y lo que estamos trabajando muy fuerte también es en la asistencia a la regulación del teletrabajo, que es un fenómeno que se va a sostener”.

En esta línea, señaló que el diagnóstico de la situación sobre el que trabajaron en este proyecto “es otro distinto del 2021 y 2020: la realidad es que los últimos datos que tenemos que son al mes de julio y agosto, es que la tasa de creciente del empleo asalariado privado es del 0,6 y es una tasa muy alta para la Argentina, significa 36 mil puestos de trabajo mensuales. Y esta tasa se viene casi repitiendo, entre el 0,4 y el 0,6 durante los últimos 19 meses. A diferencia del momento anterior que estábamos en una situación de empleo decreciente, hoy estamos en una situación de empleo creciente a tasas altas para lo que es la historia argentina”.

“Hoy tenemos uno de los niveles más altos de actividad que se han medido, que es 47,9; una de las tasas de desempleo más bajas que es 6,9 y creemos que puede seguir bajando; la mayor cantidad de inscriptos en el sistema de seguridad social; y la mayor cantidad de trabajadores”, agregó en este sentido.

En este punto, destacó, además que desde que se cuentan con estadísticas, estamos ante la mayor cantidad de mujeres trabajadoras registradas: “Si bien todavía es una población más afectada por el desempleo que los hombres, hoy la reducción de la tasa de desempleo de las mujeres ha sido muy marcada, y hoy es el mayor número de cantidad de mujeres trabajadoras ocupadas”.

En cuanto a los convenios colectivos, advirtió que, “pese a la aceleración inflacionaria que hemos tenido, al mes de agosto la inflación acumulada estaba en 56,4% y el promedio de los convenios colectivos estaba en 57,1%. La realidad es que frente a un fenómeno como inflaciones altas y poco previsibles como las que tuvimos estos meses, la negociación colectiva viene demostrando que va ajustando salarios con la inflación”.

Por otra parte, respecto a lo que están viendo para el 2023, consideró que, ante el panorama donde el empleo y la actividad económica están creciendo, “buscamos apuntar a otros aspectos, sobre todo lo que es fomentar, que va a estar apuntado a determinadas poblaciones que son las más afectadas por el desempleo: mujeres, jóvenes, mayores de 45, diversidades sexuales, discapacitados. Vamos a concentrar esfuerzos no en poblaciones generales, si no en específicas”.

Asimismo, aseguró que concentrará muchos esfuerzos en formación profesional, y advirtió las dificultades que tienen las empresas en contratar trabajadores especializados: “En periodos de crecimiento del empleo como este, la cantidad de empresas que suele declarar tener puestos sin cubrir es aproximadamente el 4%, la realidad de hoy es que estamos casi en el 13% por no encontrar gente con las habilidades necesarias”, y reiteró: “En nuestro presupuesto, una de las principales actividades en el fomentar va a ser insistir en lo que son entrenamientos y formación profesional”.

Sobre el final de su exposición, Moroni señaló que en 2023 promoverán la inserción de empleo laboral formal productivo de poblaciones vulnerables, priorizando las Medianas y Pequeñas Empresas: “En la actualidad, los programas de inserción laboral alcanzan a 32 mil trabajadores, estamos estimando para diciembre de 2023 elevar esa cifra a 56 mil trabajadores”.

En este sentido, indicó que los programas de entrenamiento para el trabajo en este momento están en 157 mil, y “esperamos llegar a diciembre del 2023 a 272 mil entrenamientos para el trabajo. En general estos programas han dado muy buen resultado, porque quien pasa por un entrenamiento para el trabajo, que ya es dentro de una empresa, tiene varias veces más probabilidades de ser contratado que quien no ha pasado nunca por una formación de este tipo”.

“Hoy estamos en 160 mil personas formando parte de cursos de formación y esperamos llegar a través del Portal Empleo llegar a 300 mil en diciembre del 23. En total, lo que engloba el programa FomentAR y todos los programas de empleo esperamos llegar a 500 mil personas”, precisó el ministro.

Santiago Rodriguez Lamas

Parlamentario