mié. Oct 23rd, 2019

“La Argentina se construye claramente de abajo hacia arriba”

Daniel Arroyo, ex Secretario de Políticas Sociales y Desarrollo Humano del Ministerio de Desarrollo Social de la Nación y ex ministro de Desarrollo Social de la provincia de Buenos Aires, estuvo este lunes en Misiones donde disertó sobre los “Desafíos del nuevo paradigma socio/productivo para la Argentina 2020”.

El actual diputado nacional por la provincia de Buenos Aires centró su disertación en los cinco problemas estructurales que aquejan a la Argentina y en las cinco políticas, que a su modo de ver, debería poner en marcha el próximo Gobierno nacional para sacar al país de la meseta en la que se encuentra.

Respecto a los cinco problemas estructurales, Arroyo indicó que la pobreza (estructural) en la que se encuentra inmersa millones de argentinos, sumado al sobreendeudamiento de las familias, el alto costo de los alimentos, la no inclusión a la escuela secundaria de una buena parte de los jóvenes y la falta de empleo, representan un gran problema para el futuro del país.

En cuanto a los desafíos para la etapa que se viene, Arroyo enumeró las cinco políticas que la futura administración nacional debiera poner en práctica para reactivar la economía, y mejorar la calidad de vida de las miles de familias que sufrieron los embates de una economía en crisis.

Como primera medida, el legislador propuso (sin hablar de control de precios) generar una política para que la canasta básica sea más accesible.

Asimismo, planteó descentralizar los recursos para fortalecer a las provincias y a los municipios. “No hay manera de encarar una política social centralizada desde Buenos Aires, es necesario descentralizar los recursos. La Argentina se construye claramente de abajo hacia arriba”, aseveró.

En la misma línea, dijo que es necesario construir un mecanismo de desendeudamiento, y para ello propuso crear un sistema de crédito no bancario -con tasas bajas- para compra de máquinas y herramientas, y generar así puestos de trabajo. “Este un punto clave para la etapa que se viene”, señaló.

Como cuarta política a encarar, Arroyo indicó que es sumamente necesario reconstruir la movilidad ascendente, “algo que se perdió en los últimos años”, apuntó.

Por último, consideró que uno de los mayores desafíos de la Argentina es luchar contra las adicciones (droga, alcoholismo, etc.). En este sentido, planteó la generación de más centros de rehabilitación en todo el país.

Arroyo, marcó que cada uno de las ideas propuestas para volver a poner de pie a la Argentina son viables y de rápido cumplimiento. “La Argentina tiene presupuesto para generar trabajo masivo. Solo falta decisión política”, aseguró.

Respecto a la situación de fragilidad de la economía nacional, el ex funcionario del gobierno de Néstor Kichner dijo que si uno compara la actualidad de la Argentina con 2001, “se puede ver con claridad que la Argentina tiene más y mejor Estado y más sociedad civil para reconstruir el país”, aseveró, y agregó que de hacerse efectiva cada una las ideas que plantea: “La Argentina rebota rápido y para la caída, porque tiene muchas capacidades”, se entusiasmo.

“Lo que hagamos los próximos años va a marcar la próxima generación. Y nuestra generación tiene la misión de generar condiciones para generar la movilidad social”, cerró.

La disertación de Arroyo tuvo como epicentro el Aula Magna de la Facultad de Ciencias Económicas de la UNaM. El legislador bonaerense realizó su presentación acompañado por el gobernador electo de Misiones, Oscar Herrera Ahuad, y la rectora de la Universidad Nacional de Misiones, Alicia Bohren.

Enfoque Misiones