¿Quiénes son y cuánto cobran los que manejan el "troll-center" de Cambiemos?

La exposición de Graciela Camaño fue una de las más duras con el Jefe de Gabinete. En el tiempo que hizo uso de la palabra, lo calificó de "soberbio" y "mentiroso", y resaltó que tapan la "realidad" con datos "maquillados".

Pero eso no fue todo, al finalizar su participación, la jefa de la bancada le entregó al funcionario nacional un informe sobre el “troll-center” de Cambiemos, del cual, según destacó, Marcos Peña es "el cerebro de este gabinete en las sombras".

En el documento, que consta de 80 páginas con una serie de dibujos y diagramas donde relata las vinculaciones de diferentes actores con el oficialismo, aseguran que "cada vez que alguien critica al gobierno se convierte en víctima del troll-center. Los coordinadores definen una línea de escrache, los trolls preparan materiales y coinciden en una fecha y hora para salir todos juntos a destruir al objetivo en redes sociales”.

En ese sentido, destacan que en este ámbito existe una "industria del escrache”, donde no solo explican el funcionamiento, sino que, además, identifican con nombre y apellido los responsables de este entramado tuitero y las relaciones que mantienen con los funcionarios nacionales. Incluso, los ubica en distintas dependencias estatales y los montos que cobran a modo de sueldo.

“Se gastan 205 millones de pesos por año, contratando trolls que inscriben formalmente como empleados públicos”, destaca el documento que ahora está en manos del jefe de Gabinete. “Marcos Peña es el cerebro de este gabinete en las sombras”, afirma el escrito y resalta que “comanda al menos cuatro grandes estructuras creadas por funcionarios en campaña, que ahora le responden desde que son financiadas por el Gobierno nacional”.

Entre los nombres que fueron identificados en el escrito se encuentra Octavio Paulise, quien “se dedica a construir fakes para falsear la opinión pública con intenciones políticas”. Este hombre respondería a Guillermo Dietrich, el ministro de Transporte, y tiene un sueldo “53 mil pesos” mensuales, al cual accede a través de un “convenio de cooperación”.

En tanto, “Lucho” Bugallo, Carlos Correa Arias y Nazareno Etchepare, otros operadores identificados, son “tres asesores de (Elisa) Carrió y también impulsores del #Cacerolazo convocado por las redes sociales contra el gobierno de Cristina Kirchner”. Ellos percibirían unos “60 mil pesos mensuales” como sueldo, los cuales provienen de diferentes dependencias.

“A ellos se le suman Mariana Torres y Marcelo Moran, ambos trabajando originalmente bajo el mando de Patricia Bullrich y su partido porteño. Ambos administraban el perfil ‘El Anti K’ y desde ahí se encargaron de posicionar a Bullrich y a Carrió como las principales protagonistas de las marchas”, destaca el informe al que hizo referencia Camaño.

Según explican, estos actores de las redes sociales fueron identificados porque los trolls hacen uso de una “utilización de un mismo hashtag, concentración de menciones, coordinación horaria y elevado promedio de menciones” por cada una de las cuentas que son participantes de lo que denominaron una "industria del escrache".

Para finalizar, el documento se enfoca en lo que denominó como ejemplos de campaña, las cuales son contra la conductora Pamela David, el papa Francisco y el conductor Marcelo Tinelli; al tiempo que recuerdan un informe, realizado por Amnistía Internacional, donde denunciaron un cibertataques contra periodistas, entre los que enumeran a Hugo Alconada Mon, Carlos Pagni y Marcelo Longobardi, entre otros.

El Intransigente